Omaha 1

Omaha 1

Kate Worley, Reed Waller

256 páginas. Blanco y negro
Cartoné. 17.0 x 24.0 cm
ISBN: 978-84-96815-56-8
  • 19.00 €

Nominada, en 1989, al premio Eisner a la mejor serie regular, mejor serie en blanco y negro, y al mejor guión y dibujo

Nominada, en 1991, al premio Eisner a la mejor serie en blanco y negro, y al mejor guión

Omaha, creada y dibujada por Reed Waller y posteriormente escrita por Kate Worley, es una historia magníficamente narrada y centrada en unos personajes ricos y llenos de matices. Pero también es una historia sobre muchas más cosas: la gente joven a principios de los 80, la mafia, la corrupción, el sexo (del de verdad: sensualidad, relaciones, emociones y la exploración constante de la naturaleza del sexo), las discotecas, el baile, la fama, la pérdida y la redención. Pero sobre todo es una historia sobre el amor y la amistad.

Omaha y su novio Chuck exploran su relación en un mundo cambiante y sórdido de clubs, drogas, prostitución y dinero fácil. Waller y Worley consiguen transmitir al lector la pasión cuando Chuck y Omaha están juntos, hacerle envidiar la igualdad y camaradería que comparten cuando están juntos y el dolor que sienten cuando están separados.

Omaha fue escrita con la estructura de un culebrón melodramático y sexualmente explícito. El guión de Kate Worley recibió numerosas alabanzas por su calidad y su sensibilidad feminista. También desató una considerable controversia debido a su contenido sexual, hasta el punto de que una librería de Toronto en la que se vendía fue acusada de promover el bestialismo. En Nueva Zelanda, por el contrario, fue clasificada como apta “para todos los públicos”.

Primer tomo de la edición definitiva de Omaha, en una serie que consta de cuatro volúmenes, publicados en orden cronológico y de forma íntegra por primera vez en España. La obra incluye prólogos de los autores y algunos de los fans más famosos de la serie, y una selección de dibujos y pin-ups de los principales personajes realizados por Reed Waller.

“Omaha es un culebrón, y tiene drama, aunque no melodrama; es un cómic con animales antropomórficos, pero éstos son gente real; y no es erótica ni pornográfica; simplemente es una historia en la que las cámaras virtuales siguen rodando cuando la gente se quita la ropa y hace el amor (tal y como hacen en el mundo real que habitamos tú y yo), esbozada con un encanto imperturbable que tiene el curioso efecto (al menos, para mí) de hacer que uno se pregunte qué ha pasado con el sexo en otras ficciones que se pueden leer, oír o ver...”. Neil Gaiman

“Una de las series más emblemáticas del cómic alternativo de los 80”, Yexus. El Diario Montañés